Amnistía acusa al ejército de Ucrania de luchar poniendo en peligro a los civiles

El ministro de Exteriores ucraniano, Dimitro Kuleba, se mostró ayer «indignado» por las acusaciones «injustas» de Amnistía Internacional (AI), según las cuales Kyiv está poniendo en peligro a civiles en la guerra contra los invasores rusos.

En un informe publicado ayer tras una investigación de cuatro meses, AI acusa al ejército ucraniano de establecer bases en escuelas y hospitales y de lanzar ataques desde zonas pobladas. «Hemos documentado un patrón en el que las fuerzas ucranianas ponen en peligro a los civiles y violan las leyes de la guerra cuando operan en áreas pobladas», dice la secretaria general de AI, Agnès Callamard, y agrega: «Estar en una posición defensiva no exime al ejército ucraniano de respetar las leyes internacionales». derecho humanitario.” Amnistía denuncia las tácticas ucranianas, pero insiste en que «de ninguna manera justifican los ciegos ataques rusos» que han golpeado a la población civil


leer también

Gonzalo Aragón

Kuleba acusó a Amnistía de «crear un falso equilibrio entre el opresor y la víctima, entre el país que destroza la vida de cientos y miles de civiles, ciudades y territorios, y el país que se defiende desesperadamente». “Dejen de crear esta falsa realidad en la que todos son un poco culpables de algo”, dice el mensaje de Kuleba publicado en Facebook. El consejero de la Presidencia ucraniana, Mijailo Podoliak, había asegurado previamente que «la vida de las personas» era la «prioridad» y que la población de las localidades cercanas al frente fue evacuada. Podoliak acusó a AI de participar en una «campaña de desinformación y propaganda» al servicio de los argumentos del Kremlin.


leer también

AGENCIAS

Imagen de la parada de autobús en Toretsk, donde Rusia ha lanzado una bomba.