Argentina financia nuevos proyectos científicos sobre Malvinas, la Antártida y el Atlántico Sur

Los investigadores que integran los proyectos seleccionados recibieron sus diplomas.// Foto Fanton Osvaldo

Nueve proyectos de investigación científica sobre aspectos geográficos, biológicos, económicos e históricos vinculados al ejercicio de la soberanía argentina sobre Malvinas, la Antártida y el Atlántico Sur fueron lanzados con una inversión de 32 millones de pesos por parte de la Agencia Nacional de Promoción de la Investigación, el Desarrollo Tecnológico y la Innovación (Agencia I+D+i).

Los equipos que llevarán a cabo los diferentes proyectos están formados por investigadores con experiencia en campañas científicas en la Antártida y el Atlántico Sur, mientras que Cinco de los nueve proyectos prevén desarrollar tareas de campo en las Islas Malvinas.

Los investigadores que integran los proyectos seleccionados recibieron sus diplomas esta tarde, en el Palacio San Martín de la Cancillería, de manos del ministro de Ciencia, Tecnología e Innovación, Daniel Filmus; el presidente de la Agencia I+D+i, Fernando Peirano, y el secretario de Malvinas, Antártida y Atlántico Sur, Guillermo Carmona.

Rosana Guber, miembro del proyectoLos rostros y la savia de la guerra de Malvinas. Organización social y económica de dos fuerzas terrestres en la defensa de Puerto Argentino, 1982” Dijo que “esta investigación busca reconstruir a partir de dos batallas muy costosas para ambos bandos, como son las de Mount Longdon y Tumbledown, su organización social, a través de los recursos sanitarios y alimentarios, y su organización política a través de sus mandos”.

“En Malvinas, los soldados reclutas lucharon junto a cuadros profesionales y ese es otro aspecto interesante para revisar la lógica del Estado; Para esta investigación vamos a trabajar con antropólogos sociales, antropólogos históricos, arqueólogos de campo de batalla y veteranos para que nos ayuden a entender la lógica militar”, agregó.

florencia milanesa, miembro del proyectoConexiones entre Malvinas, Patagonia y Península Antártica durante el desmembramiento de Gondwana”. Indicó que “nuestra plataforma continental es uno de los principales argumentos de nuestro reclamo de soberanía en Malvinas, y es algo que ya había sido estudiado a partir de muestras que un geólogo argentino había tomado en Malvinas en 1981”.

“Hay una discusión académica sobre de dónde salió el bloque Malvinas, una teoría es que Malvinas era parte de África y que después de romperse se acercó a Sudamérica, uno de los objetivos de este trabajo es someterlo a un proceso científico muy riguroso. evaluación de esa teoría.”

Susana Pereira, parte del proyecto “Potencia infraestructural aplicable a la soberanía en el Atlántico Sur”, Afirmó que el objetivo es “abordar el poder a través de las infraestructuras, responder desde una mirada argentina al escenario atlántico, enfrentando nuestra mirada hacia la Antártida, valorando los recursos y viendo el mar como un gran contenedor”.

“Este proyecto ya está en marcha y a través de la superposición de capas de información ya hemos logrado hacer un atlas de Malvinas”, dijo.

Diego Gabriel Zelayadel proyecto «The Burdwood Bank: un «punto caliente» de diversidad poco conocida», Sostuvo que “este banco es una meseta submarina al sur de las Islas Malvinas en un área que ha cobrado mayor relevancia a partir de la creación de áreas marítimas protegidas en los últimos años”.

Lanzaron nueve proyectos de investigación científica Foto Fanton Osvaldo
Se lanzaron nueve proyectos de investigación científica.// Foto Fanton Osvaldo

“Esta iniciativa busca la conexión entre Malvinas, Patagonia y la Antártida, pensando en lo que sucede en el presente con la fauna y contribuyendo al conocimiento sobre las comunidades marinas y la diversidad biológica de una zona de la que se conoce excepcionalmente poco, a pesar de que que ha sido investigado desde el siglo XIX; Burdwood Bank presenta una biodiversidad mayor que la del resto de nuestra plataforma continental y la Antártida, hay muchas especies que son nuevas para la ciencia y por eso formamos un grupo de especialistas con la idea de hacer un inventario”, agregó. .

pablo fontanadel proyecto “La construcción del espacio antártico y del Atlántico Sur a través de la memoria antártica argentina”, Dijo que “esta iniciativa utiliza la historia oral como metodología para rescatar la memoria de nuestro pueblo antártico y trabajar con las diferentes representaciones de nuestro territorio en la Antártida a lo largo del tiempo”.

“Como subproducto, este proyecto construirá un registro audiovisual de la historia antártica argentina que estará al alcance de todos los investigadores que quieran abordar este campo”, ponderó.

Esteban Avigliano, del proyecto “Fortalecimiento de capacidades analíticas para la gestión sustentable y conservación de pesquerías en el Atlántico Sur Argentino”Sostuvo que “la premisa es estudiar nuestros recursos pesqueros transfronterizos como el calamar o la merluza, que en muchos casos se crían en nuestra plataforma, pero luego salen de la milla 200 donde se pescan en aguas internacionales sin posibilidad de regulación”.

“No sabemos cuántas de estas poblaciones tenemos en nuestras aguas ni cómo migran, para eso vamos a desarrollar localmente herramientas microquímicas que nos permitan hacer estos relevamientos pero que también se puedan usar después en otras investigaciones, » agregó.

Gisela Sanchodel proyecto “Orígenes y evolución de la biota terrestre de las Islas Malvinas”, Señaló que “el objetivo es conocer el origen y evolución de la biota de Malvinas a través de patrones en común con especies presentes en el sur argentino y otras islas, teniendo en cuenta su capacidad de dispersión o eventos geológicos como el levantamiento de los Andes o eventos climáticos como las glaciaciones”.

“A través de la investigación sobre diferentes formas de vida, como plantas o arácnidos, buscamos entender qué papel desempeñó la Antártida como nexo para las conexiones biológicas entre las masas continentales”, dijo.

El Ministro de Ciencia, Daniel Filmus, sostuvo: “nadie puede financiar estas investigaciones si no es el Estado, todos son temas sustantivos para los argentinos y en varios casos directamente vinculados a la explotación de nuestros recursos económicos, por lo que estos proyectos se vuelven estratégicos para el desarrollo nacional y el ejercicio de nuestros soberanía.»

“Esta iniciativa también tiene el beneficio de crear redes de universidades y organizaciones científicas que interactúan en cada uno de los proyectos y enriquecen la interdisciplinariedad que vemos en los seleccionados; este es un aporte serio y sostenible en el tiempo porque cualquier política de ciencia o soberanía debe ser sostenida en el tiempo para ser exitosa”, remarcó.

Daniel Filmus Fernando Peirano y Guillermo Carmona entregaron los diplomas en el Palacio San Martín Foto Fanton Osvaldo
Daniel Filmus, Fernando Peirano y Guillermo Carmona entregaron los diplomas en el Palacio San Martín. //Foto Fantón Osvaldo

Tiempo, Peirano enfatizó que “esta es una construcción en la que ponemos la ciencia en el centro de la escena como elemento de soberanía y en la que reconocemos no a las investigadoras como individuos, sino a redes de universidades y organismos públicos con carácter federal y perspectiva de género”.

Peirano recordó que “hoy no tendríamos la extensión que tenemos en el mar argentino sin la evidencia científica que se produjo para respaldar nuestra propuesta diplomática, y en ese sentido esta iniciativa promueve diferentes miradas para una mirada renovada de nuestras islas que profundiza argumentos y afirma a través de la ciencia; por eso también celebramos el regreso de los vuelos domésticos a Malvinas, lo que permitirá que varios de estos equipos realicen trabajo de campo en nuestras islas”.

Por su parte, Carmonaremarcó que “estos proyectos abordan nuestras Malvinas, el Atlántico Sur y la Antártida desde una perspectiva de integralidad muy importante en el ejercicio de nuestra soberanía”.

“Malvinas requiere un abordaje multidisciplinario, ligado a los estudios de nuestra Antártida y nuestro mar, eso es algo que tomó tiempo construir, pero más allá de los vaivenes de una iniciativa tan valiosa como ‘Pampa Azul’, nos ha puesto al frente del desafío del desarrollo del conocimiento con base en la soberanía nacional”, agregó.

la convocatoria

La convocatoria fue organizada por la Agencia I+D+i -a través del Fondo para la Investigación Científica y Tecnológica (FONCyT)- y la Secretaría de Malvinas, Antártida y Atlántico Sur del Ministerio de Relaciones Exteriores, Comercio Internacional y Culto.

se le asignó $25 millones por un plazo de 18 meses; Del monto total asignado, la Agencia de I+D+i aportó el 75%, y el 25% restante la Secretaría de Malvinas, Antártida y Atlántico Sur.

Además, la Agencia I+D+i destinó 8 millones adicionales para proyectos que incluyen trabajos de campo en el área de la Patagonia y/o Islas Malvinas, Georgias del Sur y Sandwich del Sur y los espacios marítimos correspondientes, así como en la Antártida. y el Atlántico Sur.

Con información de Telam y otras fuentes de noticias.