El alcalde de Pozo del Tigre pidió a la Iglesia rezar «para que llueva»


El caserío de la zona oeste es uno de los más afectados por la sequía y sus efectos ya están afectando el suministro de agua potable para consumo, a pesar de contar con ayuda del gobierno provincial y una colecta de Cáritas. “El gobierno está haciendo un gran trabajo trayendo la poca agua que tiene El Bañado”, dijo a TVO Media Group Andrés De Yong, alcalde de Pozo del Tigre.
“Es un problema de sequía que estamos viviendo en todos lados, aquí hace mucho tiempo que no llueve y no se pudieron cargar los embalses. El Bañado está seco, pero lo estamos atendiendo con 150.000 litros de agua potable al día que estamos repartiendo en los barrios y en las piscinas comunitarias, y luego el gobierno provincial también está llevando el agua potable a la planta con camiones para repartirla, «, agregó. De Yong.
Cada día se distribuyen alrededor de 150.000 litros de agua potable en la ciudad para atender la demanda de los vecinos y comunidades aledañas. Estos se suman a los 200.000 litros que se reparten por la red día por medio, con los que algunos vecinos hacen reservas en los sistemas.
“También estamos aprovechando la coyuntura para construir grandes embalses por las obras en El Bañado, que traen grandes cantidades de agua a otras ciudades; Ahora el gobierno está construyendo grandes reservorios para que cuando llegue el Bañado, o cuando tengamos lluvias fuertes, podamos recolectar una gran cantidad de agua”, precisó el jefe de la comunidad.
La situación en Pozo del Tigre es similar a la de otras localidades del interior de la provincia donde se ve afectada la producción de agua potable. Por eso, Cáritas recolecta agua mineral para atender a los habitantes de esta ciudad.
Pero a pesar del esfuerzo, el alcalde De Yong agradeció la colaboración, pero pidió a la iglesia que ayude de otra manera. «La situación en general es complicada y vemos que la iglesia está haciendo una campaña, estamos agradecidos, pero creo que deberían ayudar de otra manera, tal vez juntarse y orar para que llueva porque uno o dos litros de agua no es la solución; estamos trayendo 150.000 litros de agua potable al día”, dijo.
Actualmente, el agua que abastece a Pozo del Tigre proviene de la producción de Las Lomitas y es transportada en camiones provistos por el gobierno provincial. Esta agua se extrae de los pocos cuerpos de agua que existen actualmente en El Bañado La Estrella.
“Lo estamos trayendo desde Las Lomitas desde la mañana hasta la noche y se está repartiendo. Hacemos la distribución domiciliaria y piscinas comunitarias, y luego cada dos días la siembra larga por red de agua para todas las viviendas. Por supuesto, se está trabajando, se está brindando atención y se está brindando ayuda. A todos les está dando agua, se les acabará, pero no es que se mueran de sed”, concluyó.

Palabras clave de esta nota:
#alcalde #Pozo #del #Tigre #pidió #Iglesia #rezar #para #llueva
Fuente: expresdiario.com.ar