Joaquín se fue por unos minutos. Para sus hermanos no había más de 10 o 15. En la puerta, un automóvil y un grupo de amigos de Villa Niza, un barrio de Banfield, al sur de la GBA, ubicado detrás del Tribunal de Lomas de Zamora. Las puertas se abrieron con el calor y el disparo resonó a la medianoche del 21 de diciembre.

Todo sucedió en el Pasaje Merlino 1946, cuando Miguel Ramón Tuñinali (19) estacionó frente a la casa de su amigo Joaquín Castillo (18). El joven reconoció el cuerno y salió a hablar con su mejor amigo.

Fuera del escenario era el más común. Como pudieron reconstruirse a través del testimonio de los testigos, Tuñinali estaba dentro del auto, en el asiento del conductor. A su lado, una mujer y en el asiento trasero, otra pareja. Joaquín asomó la cabeza por la ventanilla del pasajero y empezaron a hablar.

Otros Titulares recientes:  Murió tras caerse de un cuarto piso y al año ordenan arresto de su ex /Titulares de Policiales

De repente, su amigo sacó a un hombre del catalejo para mostrarte «algo». Dentro había una pistola y era la misma que conducía a …

Te interesó este Titular? Seguí leyendo la Nota Completa
Fuente: www.clarin.com
Esta nota fué publicada originalmente el día: 2021-04-07 12:15:26

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here