Los hinchas de Boca explotaron las tribunas del Mundialista de Mar del Plata / Fútbol

Boca apareció frente a Aldosivi en Mar del Plata pero aún contaba con el apoyo de su afición. ¿Cómo? ¿Regresaron los visitantes? No, no oficialmente. Aún así, en el estadio José María Minella hubo más de siete mil personas de Boquencia que cantó y gritó durante todo el partido y se fue feliz por la victoria del equipo de Battaglia.

La tribuna donde solían sentarse los visitantes se llenó completamente de azul y amarillo, luego de que los líderes de Aldosivi tomaran la iniciativa de vender boletos para los no miembros.

Es que los hinchas de Boca aprovecharon esta ventana que abrió Aldosivi e inmediatamente comenzó a gestarse la categoría de «neutrales», cifra que se popularizó tras la prohibición de asistencia de visitantes, que se encuentra vigente desde 2013.

En la reunión anterior, la Agencia para la Prevención de la Violencia en el Deporte, entidad que depende del Ministerio de Seguridad de la Provincia de Buenos Aires, Aprevide había pedido que la afición «neutral» no acuda a la Minella con nada representativo del club de La Ribera, sucedió lo contrario. Y hubo una fiesta Xeneize en La Feliz.

Los jugadores de Boca celebran el gol frente a un estadio lleno de aficionados locales y visitantes. Foto MARCELO CARROLL

Lo hizo incluso después de recordar en un comunicado que «el público visitante está prohibido en los estadios de Argentina, por la normativa vigente» y que «no se permitirá el ingreso de ningún aficionado que lleve una camiseta distinta a la de Aldosivi. Y si alguna persona intente circular dentro del perímetro que incluye el operativo policial con atuendo o distintivos de Boca Juniors, será considerado una incitación a la violencia y por lo tanto podrá ser detenido por las autoridades de prevención ”, ninguno de ellos sucedió.

Los hinchas de Boca tuvieron el placer de aplaudir a Palermo, el ídolo y hoy entrenador de Aldosivi. Gritaron el gol de Almendra, justo en el arco que conducía a la tribuna donde estaban, cantaron, aplaudieron los suyos, pitaron a los rivales cuando llegaban a la portería de Rossi con riesgo y explotaron con los goles de Cardona y Villa en la segunda parte. y con el regreso de «Toto» Salvio.

Esta situación se dio pocos días antes de que regresara definitivamente el aforo al cien por cien en los estadios del país, hecho que se producirá el martes con el partido entre Argentina y Brasil en San Juan.

Fuente: Clarin.com