Mapuches insisten en condicionar construcción del gasoducto Néstor Kirchner y podría afectar inversiones

El grupo que representa a los pueblos indígenas busca apoyarse en una disposición legal de la Organización Internacional del Trabajo. Fuertes críticas a la oposición

El gasoducto Presidente Néstor Kirchner es considerado el proyecto de infraestructura más importante de las últimas cuatro décadas. Permitirá el transporte de gas no convencional desde Vaca Muerta con los principales centros consumidores y su relevancia crece en medio de la crisis energética mundial y la falta de divisas que sufre Argentina. Sin embargo, su construcción está condicionada -y las inversiones amenazadas- por grupos autodenominados mapuche que pretenden ampararse en una disposición legal de la Organización Internacional del Trabajo para poder exigir dinero o «beneficios» de la exploración en la zona, alegando una supuesta reivindicación territorial.

El Convenio 169 de la OIT establece que los pueblos indígenas deben ser consultados sobre los trabajos y procedimientos a realizar en “su territorio”. El Gobernador de Neuquén, Omar Gutiérrez, dio el primer paso con la presentación del “Protocolo de Consulta Previa, Libre e Informada (CLPI)”, que otorga a los líderes de las comunidades mapuche el poder de veto e intervención en los asuntos energéticos más importantes. proyecto en el país en los últimos tiempos.

El gobierno de Neuquén se acogió al mencionado convenio de la OIT para presentar el protocolo por el cual la Provincia se obligará a cumplir una serie de medidas administrativas en el futuro. Son precisamente estos procesos, que demorarán al menos 60 días, los que condicionarán el avance de las obras si los líderes comunitarios presentan reclamos.

Durante la última visita del Presidente de la Nación, Alberto Fernández, a Vaca Muerta, representantes de grupos mapuche de Neuquén le advirtieron que sin la participación de los pueblos indígenas no sería posible proceder a la ejecución del gasoducto Néstor Kirchner que Iba a presentar el presidente El día anterior, los mismos grupos bloquearon el acceso a la gestión que la estatal YPF tiene en el altiplano de Añelo: “Queremos y exigimos que nos consulten porque (la obra) atravesará tierras de indígenas pueblos», argumentaron.

La amenaza mapuche prosperó y llevó a Gutiérrez a reunir en una misma mesa a empresarios, políticos y mapuche. La decisión fue criticada por el arco político de la oposición y la Confederación Mapuche de Neuquén respondió con prontitud. «¿De qué se sorprenden? Si no están haciendo otra cosa que cumplir con lo que dice una norma vigente», desafiaron.

La primera reunión conmovió a los indígenas. “Es mucho”, celebró Gabriel Cherqui, principal referente de la Confederación, en diálogo con Infobae. “Se tiene que hacer el Protocolo de Consulta Previa, Libre e Informada (CLPI), sea (Alberto) Fernández, (Mauricio) Macri o Cristina (Kirchner). ¿Quieres trabajo? Participemos”, dijo.

En efecto, permite a los líderes de estas comunidades exigir dinero, beneficios u otras acciones en caso de que, por ejemplo, la obra atraviese tierras que consideran suyas por posesión ancestral. Sin embargo, según expertos que dieron seguimiento a la obra, no se detectaron derechos de propiedad infringidos.

En una nota oficial se aclaró que “este procedimiento debe ser fomentado antes de emprender o autorizar cualquier programa de prospección o explotación de los recursos naturales existentes en tierras de comunidades indígenas”. “Siempre que se considere que su capacidad para enajenar sus tierras o transferir sus derechos a esas tierras fuera de su comunidad; en programas y servicios educativos para comunidades indígenas; sobre la organización y funcionamiento de programas especiales de formación profesional de aplicación general y para la adopción de medidas para lograr el objetivo de enseñar a leer y escribir a los niños de comunidades indígenas en su propia lengua indígena o en la lengua más comúnmente hablada en el grupo al que pertenecen pertenecen”, agregó.

El vocero de la Confederación Mapuche conoce la industria petrolera, habiendo trabajado en ella por más de 30 años. Su obra está en el ojo del arco político provincial. “Él plantea un supuesto reclamo territorial, pero en realidad busca hacer negocios, quiere financiar a las comunidades mapuche con dinero del gasoducto”, señala Juntos pela Cambio.

Desde ese mismo sector repiten la frase principal de Cherqui: “Los hidrocarburos de Loma de la Lata son la sangre de la Madre Tierra”.

El hombre -que jugó un papel preponderante en el enfrentamiento al jefe de Estado y en la negociación de la injerencia mapuche en el gobierno de Neuquén- evita las consultas sobre supuestos beneficios económicos para las comunidades: “Nos interesa cuidar el medio ambiente, que se respeten nuestros derechos ancestrales”. se respetan y no que nos pasen por encima, como si no existiéramos”. Aunque también admite que «todos deberíamos disfrutar de los beneficios de Vaca Muerta».

El campo Vaca Muerta ocupa el segundo lugar a nivel mundial en gas no convencional y el cuarto en petróleo no convencional y más de 30 empresas locales e internacionales están invirtiendo en él.

Un informe del Instituto Argentino de Energía «General Mosconi» (IAE) sobre Tendencias Energéticas indica que la producción anual de petróleo crece solo en la cuenca Neuquina, mientras que decrece en las demás cuencas. Según el Ministerio de Energía, en mayo la producción de petróleo y gas no convencional alcanzó cifras nunca antes registradas en la exploración de este tipo de hidrocarburo.

Según la agencia, la producción diaria de petróleo y gas no convencional promedió 241.000 barriles por día y unos 76 millones de metros cúbicos por día, respectivamente. Así, la producción de petróleo no convencional representó el 41% del total del país y su crecimiento interanual fue del 57%, mientras que el gas representó el 57% de toda la producción y, respecto a mayo del año pasado, aumentó un 39%. %

El diputado Francisco Sánchez (JXC) criticó el protocolo de consulta que posibilitó el gobernador Omar Gutiérrez y también criticó los alcances del acuerdo 169. “Es un acuerdo vago en cuanto a definiciones. ¿Qué aspectos vamos a contemplar o qué temas pueden ser los que impliquen algo para las comunidades? Eso es absolutamente relativo».

Además, resaltó que el citado acuerdo, aprobado por Ley 24.071 de 2001, no tiene carácter constitucional: “El artículo 16 de la Constitución establece que todos somos iguales ante la ley y que no existen prerrogativas de sangre. Sin embargo, se está generando una prerrogativa en beneficio de las personas que afirmen tener determinada condición”.

Gutiérrez, por su parte, busca consensos para avanzar en la elaboración de un protocolo amplio y participativo para desmantelar los obstáculos que pudieran afectar la ejecución del gasoducto. Enfrenta las críticas y trata de viralizar su mensaje de «inclusión» a los pueblos originarios que ocupan tierras por donde pasará la estela de la nueva obra.

Palabras clave de esta nota:
#Mapuches #insisten #condicionar #construcción #del #gasoducto #Néstor #Kirchner #podría #afectar #inversiones
Fuente: expresdiario.com.ar