Rusia avanza en el Donbass y entra en la ciudad clave de Severodonetsk

Rusia avanza en el Donbass y entra en la ciudad clave de Severodonetsk

Mientras Ucrania y sus socios europeos presionan a Moscú con el sexto paquete de sanciones, sobre el terreno es Rusia la que avanza. Sus fuerzas armadas y las milicias prorrusas del Donbass controlaron ayer una parte importante de Severodonetsk, ciudad clave en la ofensiva rusa para hacerse con el control de la región.

Severodonetsk, que tenía poco más de 100.000 habitantes antes de que estallaran los combates en febrero, forma parte de la provincia de Lugansk. Los prorrusos de la autoproclamada República Popular de Lugansk (RPL) afirmaron ayer controlar un tercio de la localidad.

Las sanciones son el resultado de un odio «detestable e irracional» hacia los rusos, dice Medvedev: «Nunca perdonaremos»

“Nuestra tarea principal es liberar Severodonetsk y Lisichansk. En estos sectores, según los militares, la agrupación de tropas ucranianas está formada por unos 10.000 efectivos”, dijo a Tass su líder, Leonid Pásechnik. Tomar esas dos ciudades permitiría a Moscú y sus socios controlar toda esta provincia. La otra provincia de la región es Donetsk.

La presión rusa fue confirmada, por su parte, por Ucrania. El alcalde ucraniano de la ciudad, Oleksandr Striuk, aseguró que las tropas atacantes controlan la mitad de Severodonetsk. “Lamentablemente, la ciudad se ha dividido en dos. Pero todavía se defiende. Ella sigue siendo ucraniana”, dijo.

Otros Titulares recientes:  Congreso elegirá a su tercer vicepresidente el jueves 11 de agosto tras renuncia de Wilmar Elera RMMN | PERU - Perú

El gobernador del Territorio de Lugansk controlado por Kyiv, Serhiy Gaidái, aseguró en la televisión ucraniana que no parece haber riesgo de que las fuerzas ucranianas sean rodeadas por el momento. Pero para no poner en peligro a los hombres, si fuera necesario podrían retirarse a Lisichansk, al otro lado del río Siverskyi Donets, principal afluente del Don y que separa las dos ciudades. Según él, el ataque de las tropas rusas a Severodonetsk se lleva a cabo desde varias direcciones y la “situación es muy grave”.


leer también

GONZALO ARAGONES | MOSCÚ. CORRESPONSAL

Otros frentes de este conflicto también son complicados.

Desde este miércoles 1 de junio, Rusia dejará de suministrar gas natural a Ørsted, el principal grupo energético de Dinamarca, y a la británico-holandesa Shell por su contrato con Alemania por negarse a pagar en rublos, anunció este martes el gigante del gas. Energía rusa de Gazprom.

Otros Titulares recientes:  Los demócratas del Senado preparan la Ley de Reducción de la Inflación para vote-a-rama

Las dos empresas tenían hasta el 31 de mayo para pagar sus facturas de abril en rublos, como exigió el Kremlin para contrarrestar las sanciones occidentales.

En las últimas semanas, Gazprom ya ha cortado el suministro de gas a varios países por el mismo motivo, entre ellos Polonia, Finlandia, Bulgaria y Holanda.


leer también

AGENCIAS

Horizontal

En el frente de las sanciones y el boicot de la UE al petróleo ruso, Moscú reaccionó con un rechazo indignado en el terreno político y tranquilo en el terreno empresarial.

Sberbank, el principal banco ruso, que junto a otras dos entidades quedarán excluidas del sistema financiero de Swift, minimizó el impacto de la medida porque «las principales restricciones ya están en vigor» y «la exclusión de Swift no cambia nada en el situación de los pagos internacionales”.

Para el vicepresidente del Consejo de Seguridad, Dimitri Medvedev, en el corazón de estas decisiones contra Rusia está el odio hacia Rusia y los rusos.

“Este odio es abominable e irracional. Pero eso no significa que tengamos que aceptarlo. Solo necesita sacar todas las conclusiones necesarias para el futuro. Recuerda esta actitud hacia nosotros. Y no perdonar a los que nos odian. Nunca”, escribió el expresidente y primer ministro del país en su canal de Telegram.

Otros Titulares recientes:  Nueva masacre en Colombia: Matan a cinco indígenas de la etnia Awá en Nariño, entre ellos una mujer embarazada - Mundo

El ministro de Relaciones Exteriores de Rusia, Sergei Lavrov, también se refirió a las sanciones. Durante un viaje a Bahrein, culpó a Occidente y sus movimientos contra Rusia por el riesgo de una crisis alimentaria mundial. “Los países occidentales, que han creado una tonelada de problemas provocados por el hombre al cerrar sus puertos a los barcos rusos y destruir las cadenas logísticas y financieras, deben reflexionar seriamente sobre qué es más importante para ellos: dar a conocer el problema de la seguridad alimentaria o resolver este problema. dijo Lavrov.

Rusia está lista para garantizar el paso seguro de los barcos de granos desde Ucrania, dijo Lavrov. Pero para ello “Ucrania debe desminar las aguas costeras en el mar territorial de Ucrania y que fueron minadas”.

Si Kyiv resuelve esta situación, la Armada rusa garantizará el paso sin trabas de los barcos de alimentos al Mediterráneo en alta mar y luego a sus destinos, dijo.

Jonathan Fortuna es un periodista latinoamericano con una mirada internacional. Noticias de USA, Europa, Rusia y todo Asia.