La declaración final de la cumbre repasa una extensa lista de acuerdos

Foto: Sebastián Granata

Argentina, Brasil, Paraguay y Bolivia, este último como país invitado aún no plenamente integrado al Mercosur, destacaron este martes el objetivo de «trabajar en la consolidación y perfeccionamiento de la unión aduanera» del bloque y admitieron la necesidad de «establecer mecanismos a nivel que permita resolver, definitivamente, los obstáculos que afectan el comercio entre los Estados partes”.

El texto, difundido varias horas después de culminada la cumbre de presidentes realizada en Montevideo, celebra el «compromiso de seguir trabajando juntos» para enfrentar los efectos de la pandemia de la Covid-19 y expresa la «preocupación» del bloque por las consecuencias del conflicto en Ucrania, «lamentando particularmente las humanitarias, así como los impactos negativos en los mercados internacionales de alimentos, energía e insumos productivos».

El documento de seis páginas repasa el estado de situación de varios temas en plena discusión: el arancel externo común, la revisión del régimen de origen, los servicios y los sectores automotores -con énfasis en «el objetivo de la implementación de una Política Automotriz del Mercosur”- y azúcar -con atención a la búsqueda de “alternativas para promover su mejor aprovechamiento y facilitar el acceso a mercados extrarregionales”.

Los cuatro países -Uruguay optó una vez más por no firmar el documento final- también destacaron el «trabajo de revisión» en materia regulatoria, destacaron el Foro Empresarial como un «instrumento de articulación entre el sector público y el privado». y coincidió en la necesidad de dar continuidad al Fondo para la Convergencia Estructural (Focem) “como una herramienta para reducir las asimetrías y fortalecer el proceso de integración”.

El texto subraya la tarea en pos de «realzar la imagen del bloque a nivel internacional y dar mayor visibilidad a las actividades” y llama a “profundizar el abordaje de los temas relacionados con el desarrollo sostenible en sus tres dimensiones económica, social y ambiental”. en las agendas de los órganos y foros de la institucionalidad” del bloque “con un enfoque transversal”.

El documento perfila actividades comunes en materia de medioambiente, agenda digital, infraestructura física y energía, y expresa la importancia de “apoyar a las empresas dirigidas por mujeres en su expansión internacional, eliminando las barreras a su participación en las economías nacionales e internacionales”. internacional».

En cuanto a las negociaciones externas del acuerdo, insta “continuar modernizando la agenda exterior» para «contribuir a su inserción en la región y en el mundo» y repasa los avances de las negociaciones con Singapur, la Unión Europea -sobre las que destaca los «esfuerzos con miras a suscribir, cuanto antes posible posible, de un acuerdo equilibrado y beneficioso para todas las partes. y Canadá, Corea e Indonesia.

También señala las distintas etapas de las conversaciones con Israel, El Salvador, Vietnam, República Dominicana y la Alianza del Pacífico.

Por otro lado, el texto difundido por la Cancillería argentina celebra “el trabajo que se ha venido desarrollando en torno a ‘Salud en las Fronteras’, que ha permitido reconocer fortalezas y tareas pendientes que se deben desarrollar para brindar la mejor atención epidemiológica”. herramientas de vigilancia». para la detección y respuesta oportuna a los riesgos a la salud pública”.

Y valoró el trabajo en relación al posicionamiento del bloque en la Organización Mundial de la Salud (OMS), en el marco de las discusiones en el Órgano de Negociación Intergubernamental para redactar y negociar una convención, acuerdo u otro instrumento internacional de la OMS en materia de prevención. , preparación y respuesta ante pandemias.

También destacaron los avances en promover la ampliación de la capacidad productiva regional de medicamentos, inmunizaciones y tecnologías sanitarias, en busca de lograr “la autonomía en los componentes, la reducción de los costos de producción, la reducción de la dependencia de insumos de fuera del área y el fortalecimiento de las industrias nacionales del bloque para evitar desabastecimientos”.

La declaración señala la «importancia de la ratificación» del Acuerdo de Pueblos Fronterizos Vinculados, «una herramienta muy importante para promover la integración regional y facilitar la convivencia de las ciudades fronterizas».

Y, finalmente, Brasil, Paraguay y Argentina expresaron su «voluntad de avanzar en el proceso de adhesión de Bolivia» al bloque, como un paso para la «consolidación del proceso de integración sudamericano».

Con información de Telam y otras fuentes de noticias.